¿Cuándo se podrá observar la Luna de Nieve?

     

La Luna de Nieve estará a una distancia de 252,225 millas de la Tierra.

 La fase de la Luna llena es la más anhelada de todas las fases lunares, ya que es cuando su superficie está completamente iluminada. Aún falta un tiempo para que sea visible en el cielo nocturno, y se está acercando el momento ideal para observarla, conocida como la Luna de Nieve.

Han pasado dos semanas desde que se avistó la Luna llena de enero, también llamada Luna de Lobo, y faltan otras dos semanas para que llegue el plenilunio de febrero, que también se conoce con ese nombre. Esto significa que la Luna volverá a iluminar nuestras noches a partir del día 24, y unos días después alcanzará la fase de “cuarto creciente”.

Si deseas presenciar el momento en que la Luna llena alcanza su punto máximo de brillo, simplemente debes configurar tu reloj para despertarte unos minutos antes de las 6:30 horas.

Un dato interesante sobre la Luna de Nieve es que, al igual que algunas lunas llenas se clasifican como “superlunas”, la de este mes se considera una “microluna”.

¿Cuál es la diferencia entre una y otra?

Cuando hablamos de superluna nos referimos al momento en que la Luna llena está más cerca de la Tierra, mientras que microluna se refiere al momento en que está más lejos. Sin embargo, en realidad, el tamaño de la Luna nunca cambia, es simplemente la perspectiva desde la que la vemos lo que puede hacerla parecer más grande o más pequeña.

La Luna de Nieve estará a una distancia de 252,225 millas de la Tierra.

Cuando la Tierra se interpone entre el Sol y la Luna, la cara iluminada de la Luna alcanza su máxima brillantez y llena el cielo nocturno sin que ningún otro objeto celeste lo impida. Esto marca el final de un ciclo lunar que ocurre gracias al movimiento de traslación de la Luna alrededor de la Tierra.

La fase completa de todas las fases lunares dura aproximadamente 27.32 días, pero poco después de que la Luna llena sea visible, comenzaremos a notar cómo pierde su forma redonda y se ilumina parcialmente.

Los nombres de las 12 lunas llenas provienen de los apodos que utilizaban los nativos americanos hace siglos.

En el caso de la Luna de Nieve, este nombre se debe a las fuertes nevadas que suelen ocurrir en Estados Unidos durante este mes, siendo la época del año con más eventos nevados, según el Servicio Meteorológico Nacional.

Más información

Opiniones sobre esta nota

Se el primero en comentar esta nota

Envía tus comentarios