De Primera Mano


Por Francisco Javier Ruiz Quirrín

AMLO: UN año más y se consumará la 4-T

MILLONES de mexicanos están felices con las palabras del Presidente López Obrador, este domingo, al cumplirse su primer año de haber arribado a Palacio Nacional: “Estamos componiendo lo que se echó a perder por décadas”.

Y remataba:

“Ya no hay corrupción. Mucho se ha avanzado, pero falta por hacer. En un año más se logrará el cambio total de régimen. Será muy difícil para el conservadurismo tratar de regresar a la época en que los pobres y los jóvenes estaban olvidados”.

La verdad, se escuchó muy bonito.

Al mismo tiempo, millones de mexicanos reactivaron su oposición al Presidente de México. Alrededor de 250 mil simpatizantes le acompañaron en el zócalo capitalino.

Mientras, en la avenida Reforma, una cantidad similar o aún mayor, marchaba lanzando consignas en contra del Presidente.

A doce meses de que Andrés Manuel asumiera en el cargo de titular del Poder Ejecutivo Federal, ya tiene una oposición en las calles, fuerte, vigorosa y contundente.

Es fácil pensar que los millones de simpatizantes de AMLO se encuentran en los sectores enlistados para recibir cierta cantidad de dinero al mes: Ninis, adultos mayores, indígenas.

Pero los opositores, están en todos aquellos sectores que empiezan a vivir el gran riesgo de perder no sólo su trabajo y su poder adquisitivo, sino libertades tan elementales como el expresarse libremente.

Es muy probable que los simpatizantes de López Obrador no alcancen a ver aún los nubarrones que presagian aciagos días de crisis en la economía nacional.

Sería incomprensible quizá para muchos de ellos, entender que se ha recortado el dinero de los impuestos que los mexicanos que sí trabajan pagamos y ello se convertirá en estados y ciudades mal atendidos, con rezagos en agua potable, pavimentación y construcción de escuelas.

¿Cómo decirle a esos millones de simpatizantes de López Obrador, que salvo el sureste mexicano, al resto de entidades le está aplicando bajo el argumento de la tijera “de la austeridad”, en tanto él ha concentrado en sus manos más del 80 por ciento del presupuesto para el venidero 2020?

Porque muchos de los opositores de López Obrador, observaron ayer un mensaje presidencial muy parecido el que ofrecía el entonces presidente Luis Echeverría en 1975. Cargado de demagogia y dentro de un mundo fuera de la realidad nacional.

Porque muchos de esos opositores, tienen información de que la estrategia de “abrazos y no balazos” para acabar con el crimen organizado ha fracaso estrepitosamente. Porque muchos de ellos ya han reafirmado su convicción de que AMLO lo que está construyendo es una dictadura y que su propósito “democratizador” para “recomponer lo que se echó a perder por décadas”, incluye el control total de toda institución autónoma del Estado mexicano, precisamente logradas en las últimas décadas para lograr equilibrios en el poder y con ello una mayor democratización de la vida nacional.

No. AMLO ya no es seguido por 8 de cada diez mexicanos. Ya lo siguen 6 y la tendencia continúa hacia abajo. Ahora vivimos un México con un Presidente que quiere llevar al país no al pasado, desde luego, pero sí al “antepasado”, imponiendo un sistema político ya vencido por la historia.

México ahora no es el mismo que el de hace veinte y treinta años.

Ahora, quien aplaude al Presidente lo hace porque éste le ayuda a comer. El resto, que vive de su trabajo, ya no se calla la boca… Como antes.

¿Es tan difícil comprenderlo?

Precisamente la apertura democrática de los últimos años hizo Presidente a López Obrador. ¿Por qué tratar de desaparecer ese gran avance y someter a su voluntad al pueblo?

PUNTO de reconocimiento especial a la Gobernadora Claudia Pavlovich y su equipo que se ha movilizado de manera puntual para atender las emergencias desprendidas de la extraordinaria lluvia que cayó en el Estado en la última semana… Hay muchos daños, sí… Pero más allá de eso, no ha habido víctimas fatales… La cultura de la prevención a través de la Unidad Estatal de Protección Civil y sus similares en los 72 municipios, ha permitido que el daño sea lo menos pesado posible… Este fenómeno natural atípico para un mes de noviembre en Sonora, deberá cambiar el criterio mezquino y egoísta de quienes, estando ahora cerca del Presidente López Obrador, han mostrado frialdad e indiferencia hacia el logro de más y mejores recursos para la obra pública a favor de los sonorenses… Ha llegado la hora de que las y los diputados de MORENA, exijan a Palacio Nacional apoyo para su gente… En el Congreso del Estado, el debate debería redirigirse a la sobrevivencia de los recursos necesarios para atender a los más vulnerables en los tiempos difíciles por venir… No hacerlo sería perjudicar a miles de personas humildes en el Estado y, de paso, la condena histórica para quien, pudiendo hacer algo, prefirió cruzar los brazos y poner oídos sordos al problema.

Más información

Opiniones sobre esta nota

Se el primero en comentar esta nota

Envía tus comentarios