Senadores ‘revientan’ sesión e impiden acuerdo sobre Fepade 


Unos 34 legisladores tomaron la tribuna de la Cámara Alta para impedir que se votara el acuerdo de la Jucopo para el proceso de remover o restituir a Santiago Nieto como titular de la Fepade.

Un grupo de 34 senadores de oposición tomaron la tribuna del Senado de la República este martes para “reventar” la sesión del Pleno e impedir así que se votara el acuerdo de la Junta de Coordinación Política (Jucopo) para el proceso de remover o restituir a Santiago Nieto como titular de la Fepade.

Uno a uno, cuando el coordinador de los perredistas, Luis Sánchez manifestaba desde tribuna el desacuerdo de su bancada por el formato que se acordó horas antes de la Jucopo, los senadores del PRD, PT y PAN dejaron sus escaños y se incorporaron en el pleno.

“El PRI y el Verde quieren poner un fiscal cómodo... una tapadera para ustedes", acusó el legislador.

Mientras, atrás de ellos, el presidente de la Mesa Directiva, Ernesto Cordero, llamó a la cordura, y propuso seguir con la discusión para después de votar el acuerdo recibido de la Jucopo.

“Después, Fernando Herrera, coordinador de los senadores pianistas, tomó la palabra, y denunció que "es una tragedia, no tenemos fiscal general, no tenemos fiscal anticorrupción y pretenden que no tengamos fiscal contra los delitos electorales".

Luego de reiterar orden y proponer seguir con la discusión, Ernesto Cordero dio por concluida la sesión y citó para este miércoles, a las 12 horas, a sesión del pleno, e intentar votar el acuerdo.

Cabe destacar que en una reunión de tres horas, este martes la Junta de Coordinación Política acordó realizar una sesión en el pleno para votar la restitución o remoción de Santiago Nieto de la Fepade.

La senadora Ana Lilia Herrera, presidenta de la Junta, explicó que el acuerdo establece que, bajo el principio de máxima publicidad, en reunión de trabajo ante el pleno, se justifiquen y respondan, primero, Santiago Nieto y luego el subprocurador de la PGR, Elías Beltrán, quien lo destituyó, para que sean escuchadas ambas partes.

Se programaron 34 intervenciones de senadores para cuestionar por separado al ex fiscal y al encargado de Despacho de la Procuraduría, y una vez terminado el ejercicio se dé un veredicto final en votación por cédula (un método mediante papeletas); este método fue cuestionado por el PAN, PRD y PT, pues señalaron que se trata de un "voto escondido" y en fast track.

Opiniones sobre esta nota

Se el primero en comentar esta nota

Envía tus comentarios