“Se llevan” la parada de camiones en la zona hotelera


Un aparatoso accidente automovilístico ocurrió durante la tarde de ayer, en el que el conductor de un vehículo perdió el control del volante y se subió a la banqueta para estrellarse contra una parada de camiones y una palma, cuando circulaba por el bulevar Kino, en la zona hotelera, en donde no resultaron personas lesionadas de consideración.

Un aparatoso accidente automovilístico ocurrió durante la tarde de ayer, en el que el conductor de un vehículo perdió el control del volante y se subió a la banqueta para estrellarse contra una parada de camiones y una palma, cuando circulaba por el bulevar Kino, en la zona hotelera, en donde no resultaron personas lesionadas de consideración.

 

Fue alrededor de las 16:00 horas cuando ocurrió el percance en el citado bulevar por el que circulaba de oriente a poniente, una camioneta de la marca Ford, línea Explorer, color guinda, con placas de circulación WEG2355, que conducía Felipe, de 26 años.

Justo al pasar la calle Ramón Corral, el conductor del vehículo que circulaba por el carril de enmedio, por causas que se desconocen aceleró, giró a la derecha y estuvo a punto de impactar a un automóvil que circulaba por el carril contiguo.

Posteriormente en franco descontrol se dirigió a la acera derecha, donde derribó el señalamiento de aluminio del hotel que ahí se encuentra, para posteriormente impactarse contra la parada de autobuses derribándola casi en su totalidad, para seguir un poco más y terminar su recorrido contra una palma de altura considerable que detuvo su recorrido.

De inmediato trabajadores del hotel que vieron los hechos corrieron para auxiliar al conductor, quien iba acompañado por otro hombre de nombre César, mientras que transeúntes que observaron el aparatoso percance dieron aviso a la línea de emergencias del 911.

Al lugar acudieron paramédicos de la Cruz Roja para prestar primeros auxilios a los afectados, quienes en ningún momento perdieron el conocimiento, sin embargo presentaron heridas sangrantes en brazos y rostro.

Luego de que los socorristas revisaron a los hombres quienes visiblemente presentaban abundante sangrado, aunque aparentemente no resultaron ser heridas de gravedad, se les ofreció el trasladado hacia un nosocomio para observación médica y descartar posibles fracturas, sin embargo, ambos lesionados se negaron a ser llevados al hospital.

 

Elementos de la Policía Preventiva y Tránsito Municipal acudieron al sitio para tomar nota de los hechos y efectuar el peritaje correspondiente, así como las averiguaciones y diligencias de ley, mientras que el conductor quedó a disposición de las autoridades correspondientes.

Opiniones sobre esta nota

Se el primero en comentar esta nota

Envía tus comentarios